Sospecho que mi hija es abusada sexualmente: 6 señales de alerta y qué hacer

Con el aporte de la doctora Nuria Alonso de la Torre, psicóloga infantojuvenil, te enumeramos las posibles señales de alerta que puede arrojar tu hija si sospechas que es abusada sexualmente

Señales de que tu hija es abusada sexual

Es literalmente imposible que tu hija no arroje signos de abuso sexual, así que presta atención en cada momento que interactúes con ella. Crédito: Shutterstock

Un tío, algún amigo o hasta tu propia pareja son más señalados que un “extraño” cuando se trata del abuso sexual. De acuerdo a un informe del Departamento de Justicia de Estados Unidos, el 73% de las mujeres son agredidas sexualmente por un conocido de la víctima. Esto significa que tu hija podría estar en peligro incluso dentro del hogar.

Generalmente cuando un menor es sometido a este tipo de violencia, recibe amenazas para permanecer callado, por lo que también sufre agresión psicológica. Sin embargo, es literalmente imposible que no arroje signos de abuso sexual y allí es donde debes prestar tu máxima atención.

La psicóloga infantojuvenuil Nuria Alonso de la Torre, especializada en ayudar a familias con niños y adolescentes que tienen problemas de conducta, miedos y ansiedad, advierte que las señales de abuso sexual son difíciles de descubrir cuando no hay secuelas físicas visibles, como: “Infecciones, marcas, cortes, quemaduras, fracturas, lesiones, sangre o dolor genital”.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

“En ocasiones, las marcas no tienen que ver con que el agresor le realice esas heridas, sino que tu propia hija puede llegar a autolesionarse como una ‘salida’ al dolor que siente”, señaló la experta.

En esa línea, la psicóloga Nuria Alonso enumeró los signos de agresión sexual que los niños arrojan y que debes identificar lo más pronto posible. Y un tip previo: cuando tu hija te cuente por lo que está pasando, nunca asumas que está mintiendo, exagerando o malinterpretando.

6 señales de alerta para detectar si tu hija pudiera estar siendo abusada

Sus dibujos y vocabulario

1

¿Te has preguntado por qué tu hijo o hija realiza dibujos violentos? Si bien no es una señal directa de abuso sexual, sí es un signo de que algo está ocurriendo y debes ahondar en los detalles.

El vocabulario vulgar o inapropiado también es una alteración de su conducta infantil y en algunos casos podría simular un acto sexual con sus juguetes.

Su estado de ánimo es una alerta

2

Cuando tu hija es alegre, extrovertida, ocurrente, y repentinamente pierde esos rasgos de su personalidad, es probable que esté atravesando por una situación emocional delicada, así que parte de esa pista para detectar qué pasó.

La psicóloga Nuria Alonso indica que tus sospechas de abuso sexual pueden reforzarse si le notas: poco afectuosa, que nadie quiere que la toque, nerviosa, triste o irritable. Las regresiones de comportamiento, como mojar la cama o tener actitudes infantiles que no coinciden con su edad, también son signos de peligro.

No puede dormir

3

Cuando un niño no puede dormir, porque tiene pesadillas por ejemplo, hay algunos tips que puedes aplicar para ayudarle en el momento. Sin embargo, si es una situación frecuente debes asumir que está sucediendo algo más.

Muestra muy poco interés por su higiene

4

La culpa y el estrés de un abuso sexual son emociones que tu hija no va a saber cómo canalizar y mucho menos expresar. Por tal motivo, es probable que lo exteriorice con ciertas conductas y una de ellas la excesiva falta de higiene.

“Hay niños que sienten vergüenza o tratan de protegerte y no quieren que les veas desnudos para que no te des cuenta de las lesiones o los hematomas”, advierte la doctora Nuria Alonso.

No come

5

Ocurre igual que con su sueño y la higiene. Si tu hija fue abusada sexualmente es seguro que afectará su alimentación debido al estrés emocional al que ahora está sometida.

Obtiene malas calificaciones

6

Aunque es una mala noticia, lo positivo de que ocurra es que tendrás un buen motivo para investigar qué le está ocurriendo a tu hija. Los malos resultados académicos también podrían deberse al bullying o a la influencia de algunos amigos, así que esto debes hacer si esas amistades no te gustan.

Como te darás cuenta, las señales para detectar si tu hija fue abusada sexualmente no son algo de otro mundo: dejar de comer, dormir, no estudiar y las evidentes alteraciones en su estado de ánimo. Una vez que identifiques estos signos, la clave es que tengas comunicación con tu hija, recibas asesoría profesional y que desconfíes de todos, inclusive alguien cercano.

En esta nota

crianza de los hijos salud infantil

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain