5 hábitos que debes incluir en tu rutina antes de los 30 para cuidar tu rostro

La doctora Ellen Gendler, dermatóloga certificada por la junta quien se especializa en dermatología cosmética, compartió 5 hábitos que debes incluir en tu rutina de cuidado de la piel antes de los 30 para tenerla perfecta

rutina antes de los 30 para cuidar tu rostro

Lo mejor es que si tienes alguna afección de la piel que deseas tratar, te asesores primero con un dermatólogo que pueda darte la guía que requieres de manera particular. Crédito: Shutterstock

La piel es el órgano más grande de todo el cuerpo y puede decir mucho sobre nuestra salud. En particular el rostro es nuestra carta de presentación al mundo. Te decimos 5 hábitos que debes incluir en tu rutina antes de los 30 para cuidar tu carita.

Cuando hablamos de rutinas para el cuidado de la piel, es fácil caer en errores por ignorancia. Previamente hemos escrito un artículo sobre los 4 errores comunes que te están haciendo más daño de lo que crees.

Los hábitos que desarrollamos para el cuidado de nuestra piel no tienen que consistir en la aplicación de mil y un cremas, lociones, sueros y bálsamos, sino de los productos seleccionados aplicados de la manera correcta.

Lo mejor es que si tienes alguna afección de la piel que deseas tratar, te asesores primero con un dermatólogo que pueda darte la guía que requieres de manera particular.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Si no lo haces así, puedes cometer muchos errores y gastar mucho más dinero del equivalente a una consulta con un especialista, ya que caes en las manos del marketing.

La doctora Ellen Gendler, dermatóloga certificada por la junta quien se especializa en dermatología cosmética, compartió en la plataforma de TikTok un video en el que enumeró 5 hábitos que debes incluir en tu rutina de cuidado de la piel antes de los 30 para tenerla perfecta.

1. Usar un buen protector solar. Todo el tiempo, en todo lugar. Puede ser mineral, con óxido de zinc mayor al 30% o químico, pero de los europeos. Gendler rechazó el uso de marcas de protectores solares químicos americanos porque son inferiores en calidad.

2. Comenzar con los retinoides, preferiblemente uno prescrito por un especialista en Dermatología. Igualmente hay algunos de venta libre que te pueden ayudar.

3. Usar enzimas reparadoras del ADN. Hay unas para el día, que se activan con la luz solar y revierten el daño que ha ocurrido en tu piel y otros que se usan de noche.

4. Dejar de fumar. El cigarrillo tiene consecuencias terribles en la luminosidad de tu piel en conjunto con muchos otros órganos del cuerpo.

5. Usar lentes de sol. Tus ojos y la piel que los rodea es extremadamente sensible a los rayos solares.

También te puede interesar:

En esta nota

cuidado de la piel

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain