Depresión de la madre desde la concepción al post-parto se relaciona con problemas de comportamiento en sus hijos

Un estudio de la UCLA halló que que los niños corren un mayor riesgo de desarrollar problemas emocionales, sociales y académicos durante su juventud si su madre experimenta niveles crecientes de depresión desde el período anterior al embarazo hasta los meses inmediatamente posteriores al parto

depresión durante el embarazo

Los autores del estudio esperan que los hallazgos puedan ser útiles para que las madres con depresión busquen la evaluación y el tratamiento de un médico o un profesional de la salud mental para sus hijos y para ellas mismas. Crédito: Shutterstock

La depresión de la madre desde el momento de la concepción al post-parto se relaciona con problemas de comportamiento en sus hijos, indicó un estudio de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA).

La investigación, publicada en el Journal of Affective Disorders, se dividió en tres fases de evaluación durante un período de 7 años (hasta que los menores cumplían 5 años de edad). Primero, a 362 mujeres, de las cuales la mayoría eran negras o hispanas y de bajos ingresos.

La base de datos salió de un estudio realizado por Community Child Health Network, una colaboración entre científicos de salud de UCLA, otras instituciones, y socios comunitarios, que investigó las disparidades en la salud materna e infantil entre familias pobres y de minorías.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Se trata de la primera vez que investigadores vinculan cómo los cambios en el nivel de depresión de las madres a lo largo del tiempo de la gestación pueden afectar el comportamiento y el bienestar emocional en la primera infancia de los chicos.

Hallaron que los niños corren un mayor riesgo de desarrollar problemas emocionales, sociales y académicos durante su juventud si su madre experimenta niveles crecientes de depresión desde el período anterior al embarazo hasta los meses inmediatamente posteriores al parto.

“Los aumentos en los síntomas de depresión de la madre desde la preconcepción hasta el posparto contribuyen a la menor atención y control del comportamiento de los niños, lo que puede aumentar el riesgo de problemas a lo largo de la vida. Sin embargo, los padres deben saber que esto se puede abordar a través de la intervención en la primera infancia"

Gabrielle Rinne Estudiante de posgrado en Psicología de la UCLA, autora principal del estudio

Las participantes del estudio ya tenían un hijo pequeño y fueron seguidas durante el embarazo posterior. Además, se les realizaron entrevistas en cuatro ocasiones sobre sus síntomas de depresión.

Los autores analizaron, en la primera fase, cómo estos síntomas cambiaron con el tiempo: una vez antes de quedar embarazada, dos veces durante el embarazo y nuevamente aproximadamente tres meses después del nacimiento de su bebé.

La segunda fase del estudio consistió en entrevistar a 125 de estas mujeres varios años después. Cuando sus hijos tenían 4 años, o edad preescolar, y se les pidió a las madres que describieran en detalle el temperamento y el comportamiento de sus hijos.

Se les pidió que especificaran particularmente sus experiencias de angustia emocional y su capacidad para regular sus emociones.

La tercera fase, fue cuando los niños cumplieron los 5 años de edad. Se les incluyó activamente en el experimento realizando una tarea que requería atención enfocada mientras miraban una pantalla de iPad que mostraba un desafío.

Se trató de una serie de peces, para que identificaran la dirección hacia la que miraba el pez en el medio mientras ignoraban la dirección de todos los demás peces.

Rinne explicó que la intención de esta actividad era determinar la capacidad de los chicos para concentrarse e inhibir la atención a los estímulos circundantes.

Los hijos de madres cuya depresión había aumentado desde la preconcepción hasta el período posparto tuvieron puntuaciones significativamente más bajas en la tarea de la computadora respecto a aquellos cuyas madres informaron síntomas consistentemente bajos de depresión.

"Este estudio sugiere que un patrón de aumento de la depresión puede afectar negativamente a los niños. Corren un mayor riesgo de problemas y problemas socioemocionales y conductuales en la escuela"

Christine Dunkel Schetter Autora principal del estudio y distinguida profesora de Psicología y Psiquiatría en la UCLA

Dunkel Schetter afirmó que los hallazgos de su estudio pueden ser útiles para que las madres con depresión busquen la evaluación y el tratamiento de un médico o un profesional de la salud mental para sus hijos y para ellas mismas.

Sigue leyendo:

En esta nota

crianza de los hijos

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain