10 medidas de seguridad en casa para que tus hijos pequeños no tengan accidentes

Aunque el hogar parezca el lugar más seguro, cuando tus hijos caminan, saltan, corren y curiosean en casa, hay peligros donde menos te lo imaginas. Te dejamos algunas medidas de seguridad para evitar accidentes domésticos

medidas de seguridad en casa

Los niños pequeños pueden confundir los medicamentos con caramelos, causándoles una intoxicación o asfixia. Crédito: Shutterstock

A pesar de que están en el lugar más seguro, como es el hogar, en casa también hay un sinfín de elementos con los que tus hijos podrían hacerse daño. Si tu bebé comenzó a gatear o tienes niños pequeños que caminan, saltan y corren, te ofrecemos algunas medidas de seguridad que debes accionar para evitar accidentes domésticos.

10 medidas de seguridad que debes aplicar en casa para impedir que tus hijos tengan accidentes

Mantén oculto los productos de limpieza y venenos contra insectos

1

Guardar estos productos químicos y venenosos en un gabinete no es suficiente, sino que deben estar completamente ocultos y fuera del alcance de tus niños, que a cierta edad tienen un “doctorado” en curiosidad.

Un niño pequeño fácilmente confunde un desinfectante con un jugo o una bebida gaseosa, ya que seguramente no leerá las etiquetas.

Procura esconder también las bolsas plásticas, ya podrían trabarse con ellas en el rostro y asfixiarse.

Guarda los medicamentos en un lugar que no puedan alcanzar

2

Solo el blíster fabricado con aluminio ya es un objeto con el que pueden cortarse los deditos, así que mantén guardados en lugares altos los medicamentos, bien sea píldoras, cápsulas o jarabes.

Una tableta de paracetamol, por ejemplo, puede ser confundida por un niño con un caramelo de menta o masticable.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Cuidado con los cosméticos de belleza

3

Tu hijo pequeño podría morder un pintalabios, lamer el compacto, ingerir una crema facial o hacerse daño con un cortauñas. Además, va a estropear tus cosméticos de belleza y maquillaje, que ya es mucho decir.

Mantén cerradas las puertas de closets y armarios

4

A menos que sea el clóset donde están guardados sus juguetes o su ropa, el resto mantenlos cerrados o bajo llave. En un descuido los niños pueden quedarse encerrados, lo que les pone en riesgo de asxifia o de desarrollar traumas.

Además, un objeto mal guardado puede caerles en la cabeza.

Sella los tomacorrientes

5

Una medida de seguridad estelar. Ya que por lo general los tomacorrientes están en lugares bajo y al completo alcance de cualquier niño, es fundamental que los selles con tapas para evitar que introduzcan sus dedos o algún juguete, corriendo el riesgo de electrocutarse.

Pon una puerta de seguridad en las escaleras

6

Sobre todo en la parte de arriba, es decir, al bajar. Durante algún juego en el que esté corriendo, podría tropezar y caer por las escaleras, así que debes impedir un accidente de esta naturaleza.

Una puerta pequeña con un pasador es suficiente para que quede bien cerrada. Esta medida de seguridad es muy importante para evitar fuertes caídas.

Pon un sello de seguridad a las ventanas

7

¡Vital! No te conformes con que estén cerradas ni mucho menos te confíes en que no tiene fuerza para abrirla. Un niño que quiere curiosear es seguro que logrará abrirla de par en par, así que añade sellos de seguridad que no pueda descifrar.

También es recomendable que la cama de tu hijo nunca esté al borde de la ventana, porque eleva las probabilidades de un accidente.

Guarda en un cajón cerrado los cubiertos, cuchillos y tijeras

8

Otra precaución muy importante para evitar cortes y heridas más graves. Ten todos estos utensilios guardados en un cajón cerrado y preferiblemente con un candado.

Las cucharas, que es el elemento que más utilizan para comer cuando tus hijos pequeños, puedes dejarlas en un lugar alcanzable, de modo que no tengan motivo para intentar abrir otros cajones.

No ubiques adornos de vidrio o pesados en lugares altos

9

La razón de esta medida de seguridad es que tus hijos podrían estar corriendo en la sala del hogar, y en un simple tropiezo con una vitrina, un adorno muy pesado o de vidrio le impactaría en la cabeza u otra zona del cuerpo.

Cuidado con el fuego y el agua

10

Estos dos elementos apuntan al baño y a la cocina. Cerciórate que la tina siempre quede sin agua y que la tapa del WC esté abajo.

Asimismo, indícale a tu hijo las veces que sea necesario que las hornillas de la cocina no son para jugar y no deben girarse. Para mayor precaución oculta los fósforos, el encendedor y cierra la llave de gas para evitar cualquier travesura que termine en un terrible accidente.

Te puede interesar:

En esta nota

salud infantil

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain