Cómo limpiar tu horno con bicarbonato de sodio y vinagre

El bicarbonato de sodio neutraliza los ácidos y descompone la grasa, permitiéndote limpiarla sin mucho esfuerzo. Te decimos cómo limpiar tu horno con bicarbonato de sodio y vinagre

limpiar tu horno con bicarbonato de sodio y vinagre

Optar por ingredientes naturales a la hora de limpiar lugares como el horno la cocina de tu casa es beneficioso para ti, tu salud, el planeta y tu bolsillo. Crédito: Shutterstock

El horno es una parte neurálgica de cualquier cocina, pero a veces no se le da el nivel de limpieza que requiere. Igual que los topes puede ensuciarse tras cada uso, llenándose de una densa y desagradable capa de grasa. Te decimos cómo limpiarlo con bicabonato de sodio y vinagre.

A pesar de que en el horno no se haga fritura profunda, con cada uso se va curtiendo de una manera progresiva, que además se puede convertir en caldo de cultivo para hongos y otras bacterias, por lo que siempre requiere de una buena limpieza que alargará su vida útil.

Los limpiadores de hornos convencionales contienen una gama de productos químicos como hidróxido de potasio, monoetanolamina, hidróxido de sodio y butoxidiglicol. Estos y otros productos químicos pueden irritar el sistema respiratorio y quemar la piel, los pulmones y los ojos.

Optar por ingredientes naturales a la hora de limpiar lugares como el horno la cocina de tu casa es beneficioso para ti, tu salud, el planeta y tu bolsillo.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Sobre todo si las preparaciones las haces con cosas que fácilmente consigues en la alacena. Esta vez seguramente los tienes: bicarbonato de sodio y vinagre.

El bicarbonato de sodio neutraliza los ácidos y descompone la grasa, permitiéndote limpiarla sin mucho esfuerzo, debido a que es alcalino y la grasa del horno hecha de partículas de alimentos suele ser ácida.

Además, es un abrasivo suave, por lo que funciona bien para eliminar alimentos secos y adheridos.

Entonces, si eres de los que limpia habitualmente el horno, puedes mezclar ½ taza de bicarbonato de sodio con 3 cucharadas de agua en un tazón pequeño, para hacer una pasta de aproximadamente la consistencia de la masa para panqueques.

Con una espátula de goma o una mano enguantada, unta la pasta sobre las partes sucias, ya sean de metal o vidrio. Ten presente evitar los elementos de calefacción.

Deje reposar la pasta durante 15-20 minutos y retira el producto con toallas de papel húmedas en vinagre.

Repite si es necesario para las manchas más difíciles, o pruebe el siguiente método de trabajo pesado si no has limpiado tu horno en mucho tiempo.

Limpiar tu horno curtido con bicarbonato de sodio y sal

Necesitarás una libra de bicarbonato de sodio, una cucharada de sal y dos cucharadas de agua. Mezcla los ingredientes en un tazón para hacer una pasta espesa y arenosa, con la consistencia del glaseado de pastel, agregando agua adicional 1/2 cucharada a la vez si es necesario.

Retira las rejillas de tu horno. Usando una espátula, cubre todas las superficies de metal o vidrio con la pasta. Cierra la puerta del horno y déjalo toda la noche en el horno frío.

La pasta se endurecerá durante la noche y en la mañana usa la espátula de goma y toallas de papel húmedas y tibias para aflojar y limpiar el bicarbonato de sodio y la suciedad y listo.

También te puede interesar:

En esta nota

limpieza del hogar

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain