Cuándo el dolor de piernas puede ser un síntoma de venas varicosas

Las várices lucen de color azul o morado oscuro y tienen una apariencia grumosa, abultada y retorcida, pero no todas sobresalen a la superficie. Si tienes dolor, puede ser un síntoma

venas varicosas, váricen, dolor de piernas

Para la mayoría de las personas, las várices no son más que una preocupación cosmética. No obstante, para otros pueden conducir a problemas de salud más graves, como úlceras o coágulos de sangre.

Las venas varicosas ocurren cuando las venas están hinchadas y agrandadas en las piernas y los pies. Uno de sus primeros síntomas puede ser el dolor en las piernas.

Normalmente se da la salud por sentado, y al menos que algo comprometa de manera absoluta las ocupaciones diarias, muchas veces no se presta atención a síntomas sutiles de afecciones que se desarrollan lentamente.

La venas varicosas a menudo lucen de color azul o morado oscuro y tienen una apariencia grumosa, abultada y retorcida.

Sin embargo, no todas sobresalen a la superficie; a veces pueden ser invisibles y están profundamente en el cuerpo. Por ello, algunas personas experimentan dolor e incomodidad durante mucho tiempo antes de descubrir la causa.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

De acuerdo con la Sociedad de Cirugía Vascular afectan a alrededor del 35% de las personas en los Estados Unidos.

En una explicación simple, las venas tienen una válvula por donde la sangre fluye de forma natural. Cuando dichas válvulas están débiles o dañadas, la sangre se acumula en las venas y estas se hinchan, lo que las convierte en varicosas. Su aparición puede deberse al embarazo, sobrepeso, estreñimiento o la presencia de un tumor.

Los dolores en las piernas pueden ser síntoma de esta afección por sí solos. Pero también la pesadez e incomodidad, los pies y tobillos hinchados, sentir ardor o palpitaciones en las piernas, tener calambres musculares más que todo en la noche son otras manifestaciones a las que puedes estar atento.

Considera que hay diversos grados de dolor asociado con las venas varicosas y algunas personas experimentan síntomas graves.

Una condición que puede causar dolor se conoce como flebitis, que ocurre cuando las venas varicosas se inflaman y forman coágulos de sangre.

Para la mayoría de las personas, las várices no son más que una preocupación cosmética. No obstante, para otros pueden conducir a problemas de salud más graves, como úlceras o coágulos de sangre.

El tratamiento puede involucrar medidas de cuidado personal o procedimientos médicos para cerrar o retirar las venas.

En todo caso, si hay dolor deberías agendar una cita con tu médico de cabecera o un especialista.

También te puede interesar:

En esta nota

prevención de enfermedades

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain