Cuán cierto (y saludable) es que tu pareja también sea tu “mejor amigo”

Tres expertos en relaciones amorosas ofrecieron su punto de vista sobre cuán saludable es que puedas considerar a tu pareja como tu "mejor amigo", una asociación que generalmente causa confusión

Tu pareja también puede ser tu mejor amigo

La noción de ver a tu pareja como tu "mejor amigo" puede dar resultados positivos, pero hay algunos factores en los que debes tener cuidado. Crédito: Shutterstock

El hecho de ver a tu pareja romántica como tu “mejor amigo” tiene una percepción muy personal. Quizás para alguien que conoces puede ser un escenario idílico, aunque tal vez para ti resulta una combinación empalagosa o que simplemente son dos cosas distintas. Pero más allá de la posibilidad de que ocurra, acá la pregunta más importante es cuán saludable resulta para tu relación amorosa.

La psicoterapeuta Terri Cole, experta en relaciones de pareja y empoderamiento, tiene una opinión un tanto difícil de refutar. “Todas las cosas que componen una buena relación: confianza, reciprocidad, respeto, cariño, compasión, vulnerabilidad, comunicación efectiva, también deben estar en tus mejores amistades, tus amistades regulares y tus relaciones románticas”.

Sin embargo, hay otro punto donde acierta y es que tal vez sería mucho más fácil referirse a esta asociación (pareja-amigo) si se eliminara la palabra “mejor”. Generalmente todas las personas consideran tener un “mejor amigo”, pero no existe algo como “una mejor pareja”, por lo que no sería correcto manejar ese adjetivo.

La doctora Marisa Franco, psicóloga especializada en relaciones afectivas, opina que los seres humanos dividen las actividades que pueden hacer con una pareja y con un amigo. “Pero en realidad, la amistad y la sensación de apoyo que conlleva es el núcleo de cualquier relación sana”, afirma.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

¿Debería ver a mi pareja como un amigo?

¡Por supuesto! Y de hecho es una sensación muy positiva, ya que les nutre en la confianza, la empatía, la comunicación y en ser confidentes.

El doctor Donald Raden, psiquiatra y experto en neurología, asegura: “Pensar en una pareja de esta manera puede generar una capa adicional de respeto en la relación y sus patrones de comunicación con esa persona”.

Pero siempre sera más efectivo si le ves como un “amigo”, no como un “mejor amigo”. En primer lugar porque debes tener otras amistades que también merecen tributo, conversaciones distintas y otro tipo de emociones que también son satisfactorias. Y cuidado con la infidelidad emocional, que podrías estarla cometiendo en 3 formas y sin darte cuenta.

Finalmente la coach Tennesha Wood, casamentera y entrenadora de citas amorosas, expresa: “Llamar a una pareja ‘mejor amigo’ podría ser solo una abreviatura de la idea de que se gustan y se aman, lo que sin duda es algo bueno”.

Lo único que considera y recomienda es que se conserven los términos con equilibrio, porque aquello de “mejor amigo” puede alterar el concepto. Sentir que tienes una buena amistad con tu pareja sería más que suficiente para crear un ambiente donde te sientas con seguridad, confianza y sobre todo siendo tú mismo.

En esta nota

problemas de pareja

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain