Cómo besar por primera vez: 10 errores que NUNCA debes cometer

El fracaso de un beso generalmente ocurre por desatenciones o torpezas. Y es que solo pensar que el buen aliento es más que suficiente es el primero de los errores que se producen

errores de un primer beso

Las posiciones de las manos son un elemento que podría incomodar o motivar el placer del beso. Foto: Freepik

Un primer beso es tan importante y delicado que cometer ciertos errores al momento de darlo pueden arruinar por completo el futuro de esa relación, o por el contrario, podrían consolidarlo. Los gestos físicos, las emociones y saber elegir el instante son elementos que influyen en el éxito o fracaso del beso. Y aunque no lo creas, la mayoría de las equivocaciones en el momento provienen de las insólitas desatenciones.

Seguro pensarás que mantener un aliento fresco es suficiente para un beso placentero, pero la realidad es que no. Si bien es fundamental, un excesivo olor a menta u otro sabor también es incómodo. Lo mismo ocurre con los dientes o la lengua, que podrían convertirse en tus aliados o enemigos.

¿Y qué me dices de tus manos? Porque en la mayoría de los casos de un primer beso nadie sabe qué hacer con ellas. Como ya lo ves… esto no es solo unir los labios, es todo un arte donde abundan el placer y los fatídicos errores.

10 cosas que NUNCA debes hacer durante un primer beso

Abrir los ojos

1

Una de las cosas más reales en el mundo del amor es que abrir los durante un beso nos ofrece una imagen extraña. Solo verás los ojos cerrados de tu pareja, probablemente con signos de placer, lo cual es curioso, pero no es tan atractivo.

Además, abrir los ojos podría desconcentrarte del momento y llevarte a un error en lo que estás haciendo.

Usar la lengua en exceso

2

Es un signo común de los más inexpertos al momento de besar. Abusar de la lengua es uno de los fallos más básicos, pero más cometidos, lo que te llevaría a un exceso de salivación que en definitiva arruine el beso, la relación y absolutamente todo.

Esconder la lengua

3

Es el íntimo amigo del error anterior, ya que ocultar la lengua hace que tu beso sea frío e insípido, así que trabaja en el equilibrio.

Un método que resulta es esperar a que tu pareja asome su lengua. Imagina que están tocando tu puerta para que salgas a jugar. Pero ya lo sabes… con calma.

Morder o succionar su lengua

4

¡Oye, campeón, recuerda que es un primer beso! Nada de estos gestos son correctos, así que compórtate a la altura. Lo más natural y romántico es masajear un poco su lengua con la tuya, eso será más que suficiente.

Morder sus labios con fuerza

5

El sutil mordisquito en los labios es realmente muy placentero, el problema es cuando no se mide la fuerza y terminas lastimando a tu pareja, lo cual en un primer beso es nefasto. Si no conoces la intensidad de este gesto, mejor resérvalo para otra ocasión.

Preguntar si le gustó

6

¡No, no, no y no! Es diferente hacer un comentario sobre el beso, positivo por supuesto, que preguntar si le ha gustado. Esto solo denota inseguridad y podría resultar realmente vergonzoso.

Si quieres saber si el beso estuvo bien, fíjate en sus gestos o espera que haga algún comentario, ya sea en el momento o más adelante cuando se comuniquen por WhatsApp.

Forzar el tiempo del beso

7

Otro error común por falta de experiencia. Todo primer beso debe ser corto, de aproximadamente 20 a 30 segundos, así que luego de ese tiempo busca darle un suave fin con tiernos “piquitos”.

Ir hacia adelante para prolongarlo cuando tu pareja lo concluye es una equivocación que crea incomodidad, porque no hubo sintonía. Después del primer beso puede haber otro, esto no es problema, pero nunca deben ser largos ni seguidos.

Girar la cabeza hacia el lado equivocado

8

Qué terrible sería que al momento de dar un primer beso sus narices impacten por un mal giro de tu cabeza. Cuando mencionamos que la mayoría de los errores se producían por desatención, no era broma.

Lo correcto y tradicional siempres inclinar tu cabeza hacia la derecha, algo que también hará tu pareja, así que no lo olvides.

Poner tus manos en los lugares equivocados

9

La cara, el cuello o por debajo de la cintura son zonas donde NUNCA deben ir tus manos en un primer beso. Si están de pie, lo más sensato es dejarlas reposar en la espalda, como especie de un abrazo, o simplemente en la cadera.

También puede depender de la altura. Cuando el hombre es mucho más alto que la mujer, ella suele dejar los brazos en los hombros, lo que también es válido.

Chocar los dientes

10

¡Detestable! Esto error se produce cuando no se calcula cuánto debemos abrir la boca para dar ese primer beso. Ese choque en los dientes puede ser muy desagradable y arruinar el momento en un segundo.

También ocurre si el beso es muy apresurado. Es cierto que los nervios pueden hacer de las suyas, pero ten calma y enfócate únicamente lo que está pasando.

En esta nota

problemas de pareja

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain