Cómo evitar que se hinchen las piernas durante el embarazo

Tu posición al dormir, los hábitos de alimentación y algunos ejercicios son técnicas muy saludables para evitar que tus piernas se hinchen durante la gestación

piernas hinchadas en el embarazo

Los ejercicios y caminatas en el embarazo favorecen la circulación de tus piernas. Foto: Freepik

Son muchos los cambios físicos a los que una mujer debe someterse durante su periodo de gestación, como el aumento de los senos y las estrías en la piel, pero seguramente la hinchazón de las piernas es uno de los más complicados, causando dolor e incomidades constantes.

Según médicos y especialistas, esta molestia ocurre cuando estás el tercer mes de gestación, la cual no tiene ninguna rareza y le sucede a la mayoría de las mujeres. Comúnmente sucede por retención de líquidos, calor, sobrepeso, ropa muy ajustada o el uso de zapatos incómodos.

Existen una serie de remedios completamente naturales y prácticos que puedes aplicar para prevenir la inflamación en las piernas. Algunas se basan en tu alimentación, suaves ejercicios y técnicas para que las posiciones al estar sentada y acostada favorezcan la circulación de tus extremidades.

5 consejos para evitar que tus piernas se hinchen durante el embarazo

Prueba con masajes

1

Desde el sillón o la cama, bien tranquila y cómoda, puedes darte algunos masajes desde los pies hacia los muslos. Si tienes a alguien que pueda hacértelos, mucho mejor.

Aplica alguna crema hidratante o mentolada, masajeando suavemente en movimientos verticales. De esta manera vas a beneficiar la circulación de las piernas y mejorar la elasticidad de la piel. Además, sentirás alivio al dolor de la hinchazón.

Bebe mucha agua

2

Al menos unos dos litros al día para estimular tus ganas de ir al baño y evitar la retención de líquidos. Aparte de agua puedes tomar infusiones o zumos naturales, que te ayudan a eliminar las toxinas del organismo.

En líneas generales, la hidratación es importantísima durante el embarazo.

Evita la sal

3

Trata de mantener una dieta basada en muchas frutas, las que más te gusten, y algunos vegetales como ajo y cebolla. También es muy recomendable evitar comer frituras y grasas saturadas.

Suaves caminatas

4

Un par de ocasiones todos los días, durante unos 30 minutos, será súper beneficioso para la circulación de tus piernas. Gracias a que tu sangre fluirá mucho mejor, no sufrirás de hinchazón.

También es importante que evites estar mucho tiempo de pie o demasiado tiempo sentada. Lo ideal es que alternes las posturas para que tus piernas estén en movimiento.

Desde la cama

5

Una manera muy efectiva de prevenir la retención de líquidos es dormir con las piernas elevadas y apoyando los pies en un cojín.

Cuando estés en la cama acostada boca arriba, sube tus piernas unos 15 centímetros, incluso puedes apoyar en la pared las plantas de los pies. Con mantener esta posición durante unos 20 minutos, el alivio debe ser notable.

Otro método que puede ayudarte es dormir de lado izquierdo. La razón es que al dormir boca arriba se produce una compresión de la vena cava inferior, entorpeciendo el flujo sanguíneo en las piernas, los pies, el abdomen y la pelvis.

Una vez que apliques estas estrategias durante tu embarazo, seguro sentirás tus piernas más ligeras y libres de hinchazón. Sin embargo, si notas que tu retención de líquidos es excesiva y las técnicas no te ofrecen alivio, es necesario que consultes con tu médico de inmediato.

En esta nota

embarazo y lactancia

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain