Cuáles son los riesgos de llevar carillas dentales

Las piezas originan limitaciones y efectos secundarios que conllevan a una mayor inversión económica

carillas dentales

Foto: Freepik

Una de las tendencias estéticas del momento, sobre todo en el mundo de los ‘influencers’, son las carillas dentales. Este tratamiento forma parte del llamado diseño de sonrisa.

Estas son unas piezas delgadas hechas con porcelana, de color blanco, que funcionan como una capa ubicada en la parte delantera y visible de los dientes naturales.

Llevar carillas dentales tiene limitaciones y efectos secundarios que conllevan a una mayor inversión económica para las correcciones.

Si estás en deseo de someterte a este delicado proceso dental, existen una serie de peligros que debes considerar.

Riesgos de llevar carillas dentales

Ruptura del esmalte

1

En prácticamente todas las sesiones para colocar estas capas, parte de tu esmalte debe ser eliminado.

La razón es que las carillas necesitan un espacio para insertarse en la zona frontal de tus dientes y la idea no es que sobresalgan.

carillas dentales
Foto: Freepik

Irreversible

2

Una vez que las carillas dentales estén instaladas obligatoriamente las vas a requerir. Esta es quizás una de las mayores desventajas del tratamiento, porque la intención es que nunca se caigan.

Sin embargo no es una solución permanente a los problemas estéticos de tu dentadura. Estas piezas también se pueden dañar, manchar y caer, tal como si se trata de tus dientes naturales.

Fracturas

3

Sobre todo en quienes poseen una mordida descolocada o tienen el hábito de rechinar los dientes. En estos casos los odontólogos recomiendan utilizar una férula dental para proteger las carillas.

Es indispensable también que vigiles tus comidas, ya que una mordida en falso que rompa la pieza podría darte muchos problemas. Nos referimos a alimentos duros como semillas o frutos secos.

carillas dentales
Foto: Freepik

Agrietamientos

4

Como parte de la sabiduría del organismo, nuestros dientes naturales se expanden y contraen cuando entran en contacto con comidas muy calientes o bebidas frías.

Estos cambios de temperatura pueden agrietar las piezas, pues evidentemente no tienen la misma reacción.

El portal Carillas Dentales Organización precisa que “si el espesor del cemento es mayor que la propia chapa, la contracción puede causar el agrietamiento”.

Manchas

5

Que las carillas dentales sean mucho más resistentes que tus dientes, no significa que estás libre de padecer manchas. Fumar, tomar café en exceso y otras bebidas negras siguen siendo enemigos de tu dentadura.

carillas dentales
Foto: Unsplash

Luego de haber repasado los riesgos de llevar carillas dentales, es justo que conozcas dos de sus ventajas más importantes:

1-Solución a una imagen poco estética

Cuando padecemos de una dentadura abierta, mal posicionada o torcida optamos por tratamientos de ortodoncia. Sin embargo, las carillas dentales asumen parte de estos problemas.

Una vez que las piezas se adhieren en la parte frontal del diente logran camuflar estas deficiencias estéticas. Aunque es una ventaja, tampoco es lo clínicamente correcto.

2-Reemplazo del esmalte deteriorado

En uno de los riesgos mencionamos la ruptura del esmalte, hecho que según sea el caso puede ser desventajoso o no.

Cuando el esmalte está dañado, el hecho de romperlo para que las carillas dentales puedan adaptarse es una ventaja, ya que la parte manchada será retirada por completo.

carillas dentales
Foto: Pexels

En esta nota

cuidar la salud bucal

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain