Por qué no debes espiar el teléfono de tu pareja: el 34% de los estadounidenses lo hace sin consentimiento

La doctora Sabrina Romanoff, psicóloga clínica de Nueva York, explica por qué no debes espiar el teléfono de tu pareja, un hábito de las relaciones tóxicas donde la confianza vive en un constante tambaleo

Razones por las que no debes espiar el teléfono de tu pareja.

Al espiar el teléfono de tu pareja por primera vez, podrías entrar en una especie de vicio que te incita a seguir hasta encontrar algo que le culpe de serte infiel. Crédito: Shutterstock

Cuando hay desconfianza y sensaciones de infidelidad, el hábito de espiar el teléfono de tu pareja se hace cada vez más recurrente. Incluso, hay quienes convierten la práctica en una costumbre, como ondeando esa bandera roja de una relación tóxica.

Una investigación del Pew Research Center, publicada en mayo de 2020, descubrió que el 34% de los estadounidenses se ha atrevido a revisar el teléfono de la pareja sin su consentimiento. Asimismo, la encuesta señaló que las mujeres son mucho más propensas a aceptar que lo hicieron (el 42%), mientras que ellos suelen negarlo.

Respecto a cuán saludable es este hábito para la relación de pareja, el 28% de los adultos estadounidenses que participaron señaló que “rara vez” es aceptable mirar el teléfono de la otra persona sin su consentimiento. Sin embargo, otro 42% tiene claro que nunca debe hacerse, más allá de que alguna hayan caído en la tentación.

Es cierto que hay situaciones en las que podrías verte tentado a darle un vistazo al teléfono, como cuando tu novio habla con su ex a escondidas, o tal vez porque tiene un grupo de WhatsApp con sus amigos y se comparten fotos de mujeres.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Sin embargo la doctora Sabrina Romanoff, psicóloga clínica y profesora de la Universidad Yeshiva, en Nueva York, explica por qué no debes y no es conveniente que espíes el teléfono de tu pareja.

3 motivos por los que no deberías espiar el teléfono de tu pareja

Sentimiento de culpa

1

Este es uno de los tres resultados que puede arrojarte el hecho de husmear el teléfono de tu pareja, cuando se hace por tóxico hábito, y no por la seguridad de que puedas encontrar algo que realmente le culpe de ser infiel.

Según la doctora Sabrina Romanoff, cuando revisas el teléfono y no encuentras nada, ahora te enfrentas a un nuevo problema: la culpa de invadir la privacidad de tu pareja.

En una relación amorosa, la confianza es un pilar fundamental y mediante esa acción podrías sentir que la has roto, así tu pareja no se haya enterado de lo que hiciste. Esta es una sensación negativa que incluso te lleva a enviciarte al hecho de seguir revisando el teléfono hasta ubicar algo que justifique que sí tenías la razón.

Descubriste "algo"… ¿y ahora qué?

2

Quizás leíste a tu novio en un tono muy simpático con una amiga, o pintando un caso más extremo, está citándose con otra. Acabas de descubrir que tu pareja te es infiel, sin embargo, ahora qué piensas hacer.

El primer escenario implica que desarrolles una “desconfianza insegura”, esto significa que lo visto te ha descolocado, pero no tienes cómo confirmarlo o no sabes por completo si realmente te están siendo infiel. Esta posición es bastante incómoda.

Mientras que el segundo caso puede generar un shock, ya que te has enterado por los medios inadecuados y podrías tomar las peores decisiones, como vengarte de la infidelidad, algo que nunca debes hacer.

Tu pareja te descubre

3

La doctora Sabrina Romanoff afirma que ser señalado por tu pareja de haberle violado la privacidad es una ruptura parcial o completa a la desconfianza.

Por supuesto, esto en el caso de que efectivamente no hallaste nada sospechoso, porque de lo contrario no te está solo señalando, sino que está actuando con cinismo.

Sin embargo, culpar a la pareja de violar la privacidad cuando realmente está siendo infiel es un “salvavidas” que las personas lanzan al agua como último recurso.

Antes de husmear o espiar el teléfono de tu pareja, la doctora Romanoff aconseja que se tenga una conversación sincera sobre aquello que está incomodando. El hábito de revisar los mensaje constantemente va deteriorando la confianza de la relación, además de que podría hacerte entrar en estados de ansiedad.

En esta nota

problemas de pareja

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain