4 gestos para detectar que tu pareja te está mintiendo, según detectives del FBI

El doctor Jack Schafer, miembro jubilado del FBI, indicó que el primer paso para detectar que tu pareja está mintiendo es precisamente conocer sus gestos cuando está contando una historia que sí es verdadera

Tu pareja te está mintiendo

En lugar de voltear la mirada porque de antemano no le crees, mejor échale un vistazo, porque las mentiras están en sus gestos corporales y respuestas cerebrales. Crédito: Shutterstock

Más rápido cae un mentiroso que un cojo, es una reconocida frase que a nadie le gusta escuchar cuando la emiten en su contra. Pero no basta con esperar que caiga, porque existen formas de “meterle el pie” o incluso lograr que la misma persona lo haga. Si tu pareja te está mintiendo, hoy vas a descubrirlo con una serie de técnicas explicadas por detectives profesionales y miembros del FBI.

“Todo está en los ojos”, afirma el doctor Jack Schafer, profesor en leyes y administración de la justicia en la Universidad de Western Illinois. Para detectar una mentira de tu pareja, de acuerdo al jubulado del FBI, lo primero es observar y conocer sus gestos cuando está contando una historia que es verdadera, pues solo así podrás tener un punto de partida y marcar el inicio de un engaño.

Quizás suena muy técnico, pero en palabras más sencillas significa que tu pareja actuará distinto cuando está frente a ti diciendo mentiras. Y por más que se haya inventado un cuento de mil maravillas, sus funciones cerebrales y corporales van a delatarlo sin que él mismo se dé cuenta. Ah… pero tú sí.

También te puede interesar: Infidelidad: 8 pistas desconocidas que puede arrojar tu pareja al ser infiel, según un detective

Tu pareja te está mintiendo y estos 4 gestos lo delatan

Presta atención a sus signos de estrés

1

Si hay algo en lo que una persona no se puede engañar es de su propia mentira. Cuando está transmintiendo un mensaje falso, entra en un estado de estrés que dependiendo de la situación puede elevarse aún más. Es decir, las mentiras más grandes son las que al cuerpo le cuesta contar.

Roger Strecker, analista de comportamiento y con más de 30 años de experiencia en el cumplimiento de la ley, explicó que en el cerebro humano hay dos sistemas, los ganglios límbicos y basales, que controlan el procesamiento del estrés y los atributos del engaño no verbal que llega a ser visible.

Si quieres descubrir si tu pareja está mintiendo, fíjate en los cambios de su respiración, transpiración, su gesto de inquietud cuando se toca el rostro o incluso cualquier comportamiento inicial. Por más que sea el “genio” de la mentira, no puede engañar la naturaleza de su cuerpo, así que en lugar de voltear la mirada porque de antemano no le crees, mejor échale un vistazo.

Oculta información o quizás da más de la que has pedido

2

Aunque es una de las más típicas, pocos le prestan atención hasta que entran en razón. Es un gesto de los mentirosos sin experiencia, que llegan a casa con una “película” montada y no están en paz hasta contarla por completo.

Lo más común es que tu pareja oculte información cuando está caminando por un suelo extraño, pero si te ofrece detalles que no le has pedido es una señal de alarma que debes activar de inmediato.

Lilian Glass, experta de lenguaje corporal y colaboradora del FBI, explica que “los mentirosos a menudo hablan mucho porque esperan que con todo su habla los demás les crean”.

También es probable que luego de tanta información, más adelante no se acuerde, así que guarda bien los detalles y luego consúltale por uno muy específico. Y allí… atenta a sus gestos corporales.

Expresa una quietud extraña, como de lucha interna

3

Reiteramos: un mentiroso no puede engañar a su propio cuerpo. Esa tenue inquietud con la que permanece es un momento donde su mente está fabricando una historia de fantasía combinada con la realidad, es decir… patrañas.

La detective Glass indicó que esto es un signo de la “lucha neurológica primitiva, que en lugar de emprender una huída, se prepara para una confrontación”.

Las posturas rígidas y de escaso movimiento son una clara señal de que algo está mal, aseguró la especialista.

Sus gestos con las manos están descoordinados

4

Si no has podido captar alguno de los gestos anteriores, o de verdad estás frente a un experto mentiroso, es momento de enfocarte en tus manos, que pueden descoordinarse sin siquiera darse cuenta. Es una especie de autoengaño del que muy pocos escapan.

Traci Brown, experta en lenguaje corporal y miembro del FBI capacitado en engaños de testigos y responsables, apuntó que la mente humana no puede realizar tantas funciones simultáneamente, entre inventar una historia, averiguar si le estás creyendo y agregar más detalles.

Si notas que después de una declaración mueve la mano en gesto explicativo, o incluso lo hace antes de emitir una frase, el cuerpo le ha hecho entrar en una discoordinación por haberse autoengañado psicológicamente.

En esta nota

problemas de pareja

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain