Cada nueva ingesta de un alimento ultraprocesado aumenta exponencialmente el riesgo de un ataque cardíaco

Una reciente investigación publicada por el Colegio Americano de Cardiología arrojó que las personas que consumen a diario productos ultraprocesados son más propensas a padecer de enfermedades cardiovasculares

Los alimentos ultraprocesados aumentan el riesgo de enfermedades cardiovasculares

El consumo de estos alimentos aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares. / Foto: PDPics - Pixabay.

Un nuevo estudio publicado por el Colegio Americano de Cardiología encontró que cada nueva ingesta de un alimento ultraprocesado como papas fritas o cereales para el desayuno, aumenta exponencialmente el riesgo de un ataque cardíaco.

Los alimentos ultraprocesados representan más de la mitad de las calorías que se encuentran en la dieta típica de los estadounidenses; y ese es un gran problema, según revela el creciente número de investigaciones respecto a lo dañino que son para la salud, refiere el portal Slash Gear.

Aunque es fácil detectar la llamada comida chatarra, los expertos señalan que este tipo de alimentos pueden presentarse de muchas formas engañosas, como en las barras de proteínas que se comercializan como saludables.

Este tipo de productos son dañinos y no aportan nada para la salud por dos razones; la primera porque el procesamiento excesivo de los alimentos hace que estos pierdan algunos de los compuestos beneficiosos poseen y, segundo, porque a menudo tienen altos niveles de grasa, azúcar, aceite y aditivos artificiales.

Pero más allá de eso, los investigadores señalan que el procesamiento de alimentos cambia su estructura, refiere el portal Slash Gear.

Ingerir alimentos ultraprocesados contribuye al desarrollo de enfermedades cardiovasculares

Pese que estudios han hallado que comer demasiados alimentos ultraprocesados, como refrigerios pre-envasados, puede contribuir al desarrollo de enfermedades crónicas como la diabetes tipo 2, la obesidad y el síndrome metabólico. Esta última investigación se centró en las enfermedades cardiovasculares, cuyo riesgo se puede reducir cambiando ciertos hábitos de estilo de vida.

La investigación analizó datos de más de 3,000 personas que participaron en el Framingham Offspring Study; cuyas características eran similares: hombres y mujeres de mediana edad, caucásicos y sin diagnóstico de enfermedades cardiovasculares preexistentes. Asimismo, los participantes autoinformaron sobre su consumo de alimentos.

Igualmente, los investigadores examinaron el número de enfermedades cardiovasculares “graves”, cardiopatías coronarias graves y eventos relacionados que tuvieron lugar entre los participantes durante un período de seguimiento promedio de 18 años.

Utilizando estos datos, el estudio vinculó los alimentos ultraprocesados con un mayor riesgo de tales eventos (ataque cardíaco, accidente cerebrovascular y eventos coronarios repentinos), incluida la muerte, en comparación con el riesgo de comer una dieta baja en alimentos ultraprocesados.

Más allá de eso, el estudio señala que cada porción diaria de estos alimentos procesados se relacionó con un aumento del 7% en el riesgo de enfermedad cardiovascular severa y un aumento del 9% en el riesgo de enfermedad coronaria severa.

En esta nota

prevención de enfermedades

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain