5 hábitos que te ayudarán para quemar grasa en la vida cotidiana

La acumulación de grasa corporal y el aumento de peso no se refiere exclusivamente a un tema estético, sino de salud. Por eso te damos 5 hábitos que te ayudarán para quemar grasa en la vida cotidiana

5 hábitos, quemar grasa, Estar Mejor

Más vale comenzar a adquirir pequeños hábitos más saludables en tu vida cotidiana de a poco, que intentar hacerlo todo de una vez y dejarlo a mitad de camino. Crédito: Pexels

El aumento de la grasa corporal es el resultado del estilo de vida de las personas, en la mayoría de los casos. Por lo que quemar grasa en tu vida cotidiana es cuestión de adquirir hábitos que te orienten a ser más saludable.

La pandemia hizo que muchas personas se quedaran en su casa sin muchas opciones para ejercitarse, así que haber ganado un poco de peso en los últimos dos años no es de extrañarse.

Sin embargo, las vacunas siembran un poco de esperanza de cara a combatir esta pandemia y la vida cotidiana se ha expandido más allá de los confines del hogar para muchos.

El aumento de peso no se refiere exclusivamente a un tema estético, sino de salud. De acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, más del 73% de los estadounidenses tienen obesidad o sobrepeso.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Advierten que esto puede aumentar el riesgo de una gran cantidad de problemas de salud, desde diabetes y enfermedades cardíacas hasta cáncer. Por eso te damos 5 hábitos que te ayudarán para quemar grasa en la vida cotidiana:

Haz de la actividad física parte de tu rutina

1

Organiza tu día para dedicar algo de tiempo a la actividad física.

Si vas regularmente al gimnasio, Jessica Mazzucco, entrenadora de fitness certificada en la ciudad de Nueva York y fundadora de The Glute Recruit, asegura a US News que el entrenamiento con pesas y resistencia, además del entrenamiento en intervalos de alta intensidad o HIIT queman la mayor cantidad de grasa.

Esto debido a que el metabolismo continúa quemando calorías hasta 24 horas después del ejercicio.

“Es la forma más eficaz de quemar grasa y aumenta constantemente la frecuencia cardíaca durante un breve período, lo que deja su metabolismo en funcionamiento durante todo el día”

Jessica Mazzucco Entrenadora de fitness certificada en la ciudad de Nueva York y fundadora de The Glute Recruit

Realiza cambios en tu dieta

2

Si tienes una dieta muy alta en ultraprocesados y sales a comer seguido, ni siquiera todo el ejercicio del mundo te ayudará a quemar la grasa.

De hecho, una gran cantidad de ejercicio no es tan bueno para quemar grasa como mucha gente piensa, afirmó Mike Matthews, entrenador personal certificado, presentador de podcasts y fundador de Legion Athletics, una compañía de suplementos deportivos en Florida.

Matthews explicó que quemar 500 o 600 calorías por día de ejercicio requiere una buena sesión de ejercicio, y representa alrededor de una séptima parte de una libra de grasa, pero consumir la misma cantidad de calorías es mucho más sencillo.

Por ello, es mejor cocinar en casa y comer sano para que tu alimentación no contrarreste el esfuerzo que haces en tu entrenamiento físico. Esto es posible de manera flexible, es decir, sin restringirte de comer ciertos alimentos, pero sí limitando su consumo.

Controla el estrés

3

El estrés juega un papel importantísimo en nuestra vida cotidiana, debido a que puede llevarte a consumir más comida de la que necesitas, a sucumbir a los antojos de manera más regular y a limitar el tiempo que te dedicas.

Todas estas situaciones son algunos de los factores que se pueden estar poniendo en medio de tu objetivo de quemar grasa en la vida cotidiana; y de hecho, puede conducirte a lo contrario: ganar peso.

Asegura tus horas de sueño

4

El cuerpo necesita descansar y el sueño es la parte de reconstrucción del día

De acuerdo con la información de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades y la Academia Americana del Sueño, los adultos necesitan dormir al menos 7 horas por noche para tener una capacidad cerebral óptima.

“Si no puedes apoyar el ejercicio con un sueño adecuado, podría ser más perjudicial que útil, especialmente si estamos hablando de hacer ejercicio intenso o levantar objetos pesados”

Shelby Reichle Especialista en acondicionamiento atlético del Centro Médico Wexner de la Universidad Estatal de Ohio en Columbus

Comienza, así sea de a poco

5

Más vale comenzar a adquirir pequeños hábitos más saludables en tu vida cotidiana de a poco, que intentar hacerlo todo de una vez y dejarlo a mitad de camino.

Es mejor ir adquiriendo hábitos que cada día sean más sólidos, a hacer cambios radicales poco sostenibles. Por eso, ¡comienza!

Comienza a comprar más vegetales en lugar de productos industriales, sustituye las golosinas por frutas. Ve a pie o en bicicleta a hacer las compras, mejorarás tu salud cardiovascular al tiempo que ahorras dinero por no gastar combustible.

Sigue leyendo:

NEAT: Una forma para bajar de peso sin hacer ejercicio

Ayuno intermitente: ejercitar antes de ayunar puede acelerar la quema de grasa, dice estudio

En esta nota

bajar de peso

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain